Otro chorreo de Mourinho

29 04 2010

El Barça se ha quedado sin su “obsesión, como lo llamó el mismo entrenador portugués, gracias a una red defensiva vergonzosa pero de efectividad indiscutible. El Inter terminó con seis defensas sobre el campo (Maicon, Samuel, Chivu, Córdoba, Lucio y Zanetti), y aguantó como pudo el resultado para hacer válido el 3-1 de la ida y meterse en la final.

Lecturas sobre el partido hay muchas. Hoy arden los foros y las redes sociales con gente recordando el 2-6 culé y las 9 Copas de Europa madridistas. El caso es que Mourinho, que maneja la presión como un extraterrestre, volvió a ganar sobre el campo, y a su manera. Primero incendió la previa advirtiendo que la única motivación que despierta al Barça para ganar es su antimadridismo. Una verdad dolorosa que sólo podía salir de la boca de alguien impermeable al insulto.

Después, “el traductor”, como le llaman despectivamente en Barcelona, ideó un partido de vuelta italianísimo. Cerrojazo. ¿Es esto cobarde? ¿Lo hubiera sido si hubiera sido si el que se hubiera aprovechado de ello para pasar a la final hubiera sido el Barça? ¿O es que meamos tanta colonia que ya ni nos imaginamos a los culés jugando a defender? Como bien apuntó un usuario en Twitter (@masquefutbol), defender es un arte, igual de importante o más que atacar.

De hecho, uno de los mejores jugadores del Barça en la actualidad, y el único que se salvó de la quema anoche en las huestes de Pep, es tan buen defensor como atacante. Gerard Piqué sigue demostrando siempre que tiene la ocasión que va para central de época. Su recurso técnico en el 1-0 supera con creces las filigranas que hemos visto a Ibrahimovic en los anuncios de Nike. Por tanto, defender no es tan malo, y menos aún si ya vienes con un resultado favorable.

Lo que sí ha quedado claro es que el odio de la afición culé y su “no saber perder” son ya síntomas evidentes de un equipo que ha caído por el precipicio del elogio. El detalle de los aspersores al final, regando únicamente la zona del campo donde los jugadores del Inter estaban celebrando el pase, fue sencillamente lamentable. Mourinho, ajedrecista de teatro, jugó sus bazas después en rueda de prensa, y se limitó a apuntar un dardo: “Nosotros no jugamos con la piel, pero pusimos toda la sangre sobre el campo”. Chorreo táctico, y final en el Bernabéu.

Anuncios




Miedo escénico en Lyon

16 02 2010

Tercer partido sin ganar (y sin marcar), en el estadio Gerland, casa del Olympique de Lyon. Da igual que en los franceses jueguen Juninho, Wiltord, Cris, Boumsong, Carew o Mario Bermejo. El canguelo ataca al mejor equipo del s.XX cuando visita al Lyon y no hay más que hablar. Que te ganaran entre 2005 y 2007, cuando el equipo francés pasaba por el mejor momento de su historia, vale.

Pues va a ser que no

Pero que se quede con el 1-0 ahora, hoy, cuando va cuarto en su Liga (y gracias), por detrás de equipos como el Lille o el Montpellier (ascendido esta temporada a la Ligue 1), es para mirárselo. Con Cristiano, Kaká, Xabi Alonso, Higuaín, Benzema… y Mahamadou Diarra, en una de esas decisiones que sólo entiende Pellegrini, compatriota del Chupete Suazo y el portero goleador de Segunda, Claudo Bravo.

Cierto es que cualquier equipo salva la temporada jugándole bien al Madrid, y si se llevan la victoria ya ni te cuento. Pero el equipo blanco no puede dejar esa imagen fuera del Bernabéu, no puede aspirar a ganar la décima si se deja chorrear por el peor Lyon de la última década. Todo queda para la vuelta, a ver si con un poco de suerte y ganas de ganar, se quitan de encima esa funesta racha de cinco temporadas consecutivas cayendo en octavos, como si fuera un Rubin Kazan o un BATE Borisov cualquiera.

Da la sensación de que el Madrid lleva mucho tiempo viviendo de la volea de Zidane en la final de 2002, y así no vamos a ningún lado. Pero lo que de verdad manda huevos es que haya periodistas que pregunten por Guti o Van der Vaart tras una derrota como la de hoy. Lo dicho, al final, nos hacemos del Atleti. Que por lo menos ganan al Barça.





La ALTERNATIVA contra nadie, el “RODILLO” contra el frío

9 12 2009

Hoy damos carpetazo a la fase de grupos de la Champions 09/10 con algunos interrogantes abiertos en torno a los equipos españoles que participan en ella. Si ayer fueron Madrid y Atleti los que nos dejaron sensaciones bien distintas en sus respectivos encuentros, hoy le toca el turno a Sevilla y Barcelona de afrontar sus últimos envites, también enfrentados a distintas situaciones.

El Sevilla, rey de UEFAS y alternativa en Liga, una eterna promesa al estilo Guti, recibe en el Pizjuán al Glasgow Rangers (20:45, GOL TV), actual colíder en la liga escocesa. El equipo de Manolo Jiménez, plagado de bajas y dudas (Sergio Sánchez, Luis Fabiano, Escudé, Adriano…) necesita un mísero punto para confirmarse como líder de su grupo y tapar el tropiezo de hace dos semanas ante el Unirea Urziceni. De paso, una victoria ante el Rangers aliviaría la preocupación templada que existe en la capital andaluza, toda vez que el equipo lleva tres encuentros seguidos sin ganar, además ante rivales teóricamente inferiores (Málaga y Valladolid en casa en Liga y Unirea en Champions).

En la otra esquina del ring, muy alejado del ambiente erótico-festivo sevillano y con el culo ligeramente apretado, tenemos al Barcelona, que visita al Dinamo de Kiev (20:45, TELEMADRID) con la esperanza de certificar su pase a octavos sin despeinarse. En teoría, el equipo de Guardiola (que ya ha dicho que este partido marcará el devenir de la temporada, y de la existencia humana me atrevería a añadir yo), lo tiene todo para pasar como primero de grupo y sacudirse preocupaciones. Sin embargo, el Dinamo, líder de su liga, pretende dar guerra y disputarle al Rubin Kazan la tercera plaza. Incluso tiene opciones matemáticas para pasar a octavos. De modo que el Barça, si quiere evitarse sustos y miedos, debe puntuar en Kiev: de lo contrario, y siempre merced a las carambolas (contando con que el Rubin gane al Inter en San Siro), podría incluso coger de la manita al Atleti rumbo a la Europa League.

Demuestra lo que vales

Como anécdota, hay que destacar que en este grupo, todos los equipos tienen opciones de clasificarse para octavos. Si el Dinamo de Kiev gana al Barça, y el Inter empata contra el Rubin, serían españoles y ucranianos los que pasen a la siguiente fase.  Pero Messi y cía tendrán bastante que decir al respecto, lógicamente.

PD: Que no se preocupen los atléticos por la derrota de anoche. Están en la Europa League donde, por ejemplo, también han ido a parar Liverpool y Juventus esta temporada, a la espera de lo que suceda con el Inter y el Barça esta noche. Arrieros somos…





Arde Marsella. El Atleti busca la Europa League

8 12 2009

Hoy, jornada de Champions. En ProEvolution FM no podíamos dejar pasar la oportunidad de hacer referencia a la situación de los equipos españoles que en ella se baten el cobre, después de superar el trauma de ver a Laporta arrimando cebolleta con nenas jóvenes y despilfarrando alcohol y tabaco como buen hooligan mafioso.

Por un lado, tenemos un jugoso Olympique de Marsella-Real Madrid (20:45, TVE1). Los franceses, que lucharán hasta el último minuto por meterse en octavos, dispondrán, Santos Mirasierra y Platini mediante, todo un entramado lujurioso antiespañolista. Hoy, todo vale: punteros láser, bengalas, cánticos homófobos, xenófobos y francófonos. Todo es válido si se trata de tumbar al equipo con el que teóricamente pugnan esa plaza, dando por hecho que el Milán se deshará del Zurich sin mayor dificultad en el otro partido del grupo.

Panda de salvajillos animando

El Marsella debe quemar su último cartucho, nunca mejor dicho, y ganar 3-0 al Real Madrid para pasar a la siguiente ronda de la Champions y, de paso, asestar el golpe definitivo al proyecto florentiniano. Los franceses, que cojos precisamente no son, se guiarán por la fiabilidad de una retaguardia apuntalada por Diawara (crucificado por lesionar, 2 meses atrás, a Cristiano Ronaldo) y el nigeriano Taiwo, fijo en su selección. Lucho González, el alma mater del equipo, pondrá la fuerza y la garra en el enlace, y arriba serán unos enrachados Brandao (ex-Shaktar Donetsk) y sobre todo Niang los encargados de hacer pupa. Pero no hay excusa que valga. Ni Heinze, ni Morientes ni el citado Diawara deben poner en demasiados aprietos al Madrid en su camino a octavos. Al menos le queda el consuelo a los merengues de saber que el Liverpool no puede tocarles, ya que quedó eliminado del torneo en la última jornada.

Por otro lado tenemos al sufridor number one de la capital, el eterno pupas que tritura entrenadores y jugadores de perfil medio-alto gracias a la impepinable herencia caciquil de sus gobernadores previos. El Atlético de Madrid, en efecto, que recibe en casa al Oporto (20:45, Gol TV), tercer clasificado en su poderosa Liga Sagres y ya metido de cabeza en octavos junto al Chelsea. En principio Quique dispondrá el once con lo que tiene: Assunçao, Jurado, Juanito y demás. Y a la espera de confirmar la baja de Ujfalusi, que daría la alternativa a Juan “piernasdemadera” Valera.

Valera selección

El Oporto, que presumiblemente reservará a algunos de los titulares, puede ser buena balsa de aceite en busca del premio menor atlético, que no es otro que clasificarse para la Europa League, donde tampoco este año estamos vislumbrando nada especialmente atractivo. Este honor se lo disputa con el poderoso Apoel chipriota, que cierra su participación europea visitando Stanford Bridge.

Así que, lo dicho. El Madrid visita Francia y el Atleti recibe al Oporto. Lo mejor que puede pasar es que los blancos terminen primeros de grupo sacando partido de múltiples carambolas, y que el Atleti gane y se meta de la manera más digna posible en la antigua UEFA. Pero, a lo peor, el Madrid se queda fuera de Champions y el Atleti se tendrá que conformar con soñar otro año más con ser un equipo medio grande.





Guardiola se pica

25 11 2009

“NORMAL QUE EL MADRID VAYA LÍDER, SE HA GASTADO 270 MILLONES”

(Guardiola)

Palabras extrañas, y posiblemente basadas en el chollo, del entrenador español más exitoso del último lustro, con permiso de Luis Aragonés. Pep Guardiola fue un futbolista increíble, aunque planeara sobre él la sombra del dopaje (sombra que nunca ha llegado a difuminarse aunque en España prefiramos quedarnos con su etapa de jugador dentro de las fronteras ibéricas). Y como entrenador, ha dado siempre un recital de educación, corrección, flema, saber estar, mano izquierda, llamadlo como

No te pongas nervioso, hombre. Piensa en el triplete.

queráis. Pero peca de dos cosas: una, suficiencia, y la otra, forofismo interino.

 

La suficiencia intenta esconderla siempre bajo la falsa modestia. Hace un mes, antes de jugar contra el Rubin Kazan ruso, un periodista le preguntó si sabía el nombre del entrenador del equipo, a lo que Guardiola respondió, visiblemente molesto, que esa no era una buena pregunta. Después, facilitó el nombre del entrenador con resignación, y pasó a otra pregunta. No debería enfadarle a Pep que los periodistas quieran comprobar si de verdad es tan estudioso del fútbol y si de verdad respeta tanto a todos los rivales como dice hacer. El caso es que al final, el Barcelona sacó 1 punto de 6 posiblesen el doble enfrentamiento ante el Rubin Kazan, y aunque Guardiola valoró positivamente la experiencia, su discurso precavido se vio reforzado. En efecto, no hay rival pequeño.

En cuanto al forofismo interino, que trae de serie por ser un producto de la cantera culé y por haber mamado barcelonismo y “catalanidad” hasta la extenuación, reventó ayer una de las costuras de su bien tejido traje de prudencia. Tras el encuentro ante el Inter de Milán, en el que el Barcelona se jugaba gran parte de las opciones de estar en la siguiente ronda, y que terminó con victoria blaugrana por 2-0 sobre el líder del Calcio, Guardiola se salió por la tangente entrando a valorar el actual liderato del Real Madrid en Liga, restándole mérito por venir precedido de tan inmenso gasto económico. El forofismo tiene una fisura, y es que ciega. Y Guardiola está ciego si cree que los 270 millones de gasto de Florentino son la causa de que su equipo empatara contra el Osasuna o el Athletic, por ejemplo. Porque si algo está claro, es que el Real Madrid es líder más por demérito culé que por méritos propios.





Imperdonable

21 10 2009

Por Diego Gómez

Vaya por delante que escribo esto cinco minutos después del final del Real Madrid-Milan, por lo que aún sigo de mala leche por lo que he visto y probablemente no haya reposado lo suficiente todo lo que ha sucedido. Y que tampoco vais a encontrar ni un ápice de objetividad y rigurosidad periodística del partido. Si buscáis eso, iros a As o Marca, porque esto será pura opinión.

Y se acabó. Lo siento, pero yo no le doy más crédito a este equipo. El choque del Bernabéu ha sido una humillación a la gente que se ha desplazado al santuario blanco y a todos los aficionados que lo hemos estado viendo por televisión, porque no puedes ceder la iniciativa y dejar ganar en tu casa al, posiblemente, peor Milan de la historia.

Mentiría si dijese que no me ha gustado la primera parte del conjunto de Pellegrini. Pero ya. A partir de ahí, ha dominado un equipo con una media de edad de 31 años, que jugaba andando y en el que su máxima estrella no es ni una tercera parte de lo que fue antaño. Y eso el Madrid no lo puede permitir. Pasa el golazo de Pirlo (el que tuvo retuvo), pero no los dos de Pato (hasta Casillas falla en el primero y, el segundo, sin comentarios). Que un centro del campo formado por Lass, Xabi Alonso, Kaká y Granero sea dominado por los Ambrosini, Seedorf y compañía tiene delito. Que Raúl tenga que sacar un córner porque todos sus compañeros están en su órbita, y de una asistencia de gol a Drenthe (muy bueno, por cierto), tiene delito. Que Sergio Ramos se pase todo el partido fallando y no sea sustituido, tiene delito.

Este equipo ha tenido diez partido de competición oficial, más la pretemporada, para empezar a jugar a “algo”. El Barça sólo necesitó el trabajo veraniego más dos choques ligueros para llegar a la excelencia. Sé que las comparaciones son odiosas, pero no comparo a madridistas y azulgranas. No pido que Pellegrini juegue como Guardiola. Sólo pido que tenga algo: una idea, un plan B… algo.

Que no me vendan la moto de que si el tiempo, si falta o no Cristiano Ronaldo o que los viejos rockeros nunca mueren, porque a mí ya no me vale. El Real Madrid es un equipo que puede perder, pero nunca de esta manera, sino partiéndose el pecho por el escudo.

Dicho esto, vuelvo a reiterar que este equipo jugará bien al fútbol. ¿Cuándo? Ya no lo sé. Pero más vale que sea YA, porque hasta los más pacientes como yo estamos empezando a inquietarnos. Y eso no es lo peor. Lo peor es que ese señor que se ha dejado 250 millones de euros y que empieza por F pierda la paciencia… Y suele tener muy poquita…





Siempre en medio, como la Champions

16 09 2009

Ayer arrancó la nueva temporada de Champions, que nos dejó grandes detalles para la posteridad. Más allá de la goleada semi-estéril (2-5) del Real Madrid ante el Zúrich suizo y del patético empate del Atleti en casa ante el Apoel chipriota, la primera tanda de la jornada nos permitió ver a un Milán que “resucita” a base de dinosaurios infalibles (doblete de Inzaghi), un Bayern que se encomienda a la revelación de la Bundesliga (el canterano Müller) para acribillar a un equipo israelí (¿?) a domicilio, y sobre todo, la candidatura firme y despreocupada de Chelsea y Manchester, que siguen en su línea de no dejarse mangonear en la máxima competición europea. Por cierto, cómo odio esto de la “máxima competición europea”. Recurso fácil, tendencioso y cómodo ante la falta de instrumentos de expresión.

Para campaña, la de Laporta

Para campaña, la de Laporta

Por cierto, que Platini ha denunciado desde Francia que los españoles hemos organizado una campaña mediática en su contra después de su sucia y amiguísima intervención en los “incidentes” del Marsella-Atlético de la temporada pasada. Para Platini, las bengalas de los estadios griegos y turcos son petardos de feria. Los insultos y cánticos injuriosos de la afición rusa anoche contra el Wolfsburgo (y más concretamente contra su estrella de color negro, Grafite), son lapsus linguae. Y si nos metemos en harina política, qué decir de las banderitas independentistas que partido sí y partido también ondean en el Camp Nou. (Esta noche quizás no, porque juegan en Italia). Si la historia es “incitar a la violencia”, cualquiera puede sentirse ofendido por lo que quiera. Y si te pones tonto, Platini, hasta tú mismo puedes (y de hecho así lo haces) incitar a la violencia. Cállate ya, hombre. Y guárdate el rencor napoleónico para otra ocasión.